Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

domingo, 27 de noviembre de 2022

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

domingo, 27 de noviembre de 2022

El IRTA de Cataluña publica material gráfico sobre fisiopatologías y podredumbres de la fruta en poscosecha

El programa de Poscosecha del IRTA de Cataluña ha editado una serie de trabajos gráficos para el sector frutícola, de cara a ayudarle a identificar y conocer mejor las principales causas de pérdidas en poscosecha de frutas (podredumbres y fisiopatologías).

Neus Teixidó, responsable del programa de Poscosecha, señala que “son unas herramientas que esperamos sean de mucha utilidad para los profesionales del sector en su día a día”.

El material elaborado es de 3 tipos:

• 2 guías fotográficas de podredumbres o “pantoneras”, similares a las paletas de colores. Una es para melocotón y nectarina, y otra para manzana y pera. Están pensadas para poderlas llevar encima para identificar qué tipo de podredumbre está afectando a la fruta.

• 4 posters con las fisiopatologías y podredumbres más habituales en manzana, pera, melocotón y nectarina, para ayudar al personal a familiarizarse con ellas.

• 2 guías descriptivas. Una es para las fisiopatologías y otra para las podredumbres de la manzana, pera, melocotón y nectarina. Contienen (además de la descripción) los síntomas, causas, control, buenas prácticas en central y en campo, así como muchas imágenes de todas ellas.

El material, disponible en castellano, es gratuito.

Para obtenerlo se puede pasar a recoger directamente por el Fruitcentre del IRTA en Lérida o contactar a través del correo electrónico postcollita@irta.cat

24 de noviembre de 2020

Otras noticias

Lasca Negra, de Zaragoza, cumple cinco años y muestra más de un centenar de referencias de trufa negra

María Jesús Blanco es la propietaria de Lasca Negra, establecimiento que se presenta como el único de Zaragoza especializado en trufa negra. Dice que “buscar la excelencia y la transparencia, y no utilizar aromas artificiales en los productos de cercanía elaborados con trufa negra fueron los objetivos cuando, hace cinco años, decidí emprender este negocio”. Señala: “Para mí es fundamental que el consumidor tenga toda la transparencia e información posible del producto que va a comprar, y le ayudamos a tener un consumo más responsable”.

La propietaria de Lasca Negra explica que “en este establecimiento fomentamos los alimentos de ámbito local y nos encanta descubrir, a todo el que decide entrar en nuestra casa, los maravillosos productos que tenemos en Aragón, sobre todo la trufa negra, y también en León; yo soy leonesa y en Lasca Negra no pueden faltar los productos de mi tierra”.

María Jesús Blanco recuerda que “Lasca Negra surgió de la necesidad de dar a conocer la trufa negra en un territorio del que es el mayor productor mundial: Aragón”. Añade que “la mayoría de la Tuber melanosporum o trufa negra de invierno de aquí se exporta a Francia y Reino Unido, donde aquellos que la compran la aprecian y la conocen más que en nuestra propia tierra”.

Concluye que “muchas veces, cuando te regalan una trufa, no sabes qué hacer con ella ni cómo utilizarla, cocinarla o conservarla; por eso, intentamos educar al consumidor, y siempre le aconsejamos que, antes de comprar algo con trufa, lea bien la etiqueta porque muchas veces contienen aromas artificiales o trufas que no son Tuber melanosporum”.

25 de noviembre de 2022 |
Ir a Arriba