Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

domingo, 22 de mayo de 2022

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

domingo, 22 de mayo de 2022

La Asociación Española de Técnicos Cerealistas (AETC) pone sobre la mesa el trabajo de innovación que se está realizando en el sector de la industria harinera (base de la panadería, bollería y galletería). Se han recuperado variedades antiguas de trigo, como la espelta y el kamut. Es tan sólo un ejemplo porque hay más.

El citado colectivo alude a la creciente importancia de los cereales con buena imagen nutricional, como la avena y el centeno; los cereales y pseudocereales sin gluten; y las harinas de leguminosas.

Sobre este asunto está previsto que se hable en Palencia el 28 de abril en una jornada titulada “Nuevas harinas y viejos granos para innovar en alimentación”.

Manuel Gómez Pallares, catedrático de Tecnología de Alimentos en la Escuela Técnica Superior de Ingenierías Agrarias de Palencia (ETSIIAA), dice que “hay que dar respuesta a la necesidad que existe hoy en día de innovar y ampliar la gama de productos que ofrecen las empresas, y trasladar el conocimiento sobre estas nuevas harinas que son menos conocidas que las harinas de trigo”.

La carta de presentación del citado evento incluye las siguientes reflexiones:

La industria harinera ha comenzado a molturar granos distintos del trigo habitual, adaptando los procesos y estudiando las claves para garantizar la calidad de estas harinas.

Por ello se ha llegado a la recuperación de variedades de trigo antiguas, como la espelta o el kamut.

Y por ello es creciente la importancia de los cereales con buena imagen nutricional, como la avena o el centeno, o los cereales y pseudocereales sin gluten, así como las harinas de leguminosas, que constituyen la base para una parte importante de las innovaciones en la industria de panadería, bollería y galletería.

Hay que incidir en la importancia, para la industria harinera, del nicho de mercado que surge de la modificación de las harinas mediante procedimientos físicos como los tratamientos hidrotérmicos, la germinación o la micronización.

Se obtienen de esta manera harinas con nuevas funcionalidades que permiten espesar en frío, reducir el contenido de aceite, absorber más agua o incrementar el contenido nutricional, desarrollando productos con un mayor contenido proteico,…

Gracias a ello se consiguen productos de panificación, galletería, snacks o salsas con mejores características organolépticas, nutricionales y funcionales”.

13 de marzo de 2020

Otras noticias

Día Mundial de las Abejas: El 76 por ciento de la producción de alimentos depende de estos insectos

Se conmemora este 20 de mayo el Día Mundial de las Abejas, que fue declarado en su día como tal por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). El objetivo es “poner en valor la repercusión de las abejas para el futuro de la alimentación humana; estos insectos se encuentran entre las criaturas más laboriosas del planeta, al posibilitar con su actividad polinizadora la producción de frutas, frutos secos y semillas”. Según la FAO, “las abejas mantienen el equilibrio ecológico del que dependen el ochenta y cuatro por ciento de las especies vegetales y el setenta y seis por ciento de la producción de alimentos”. Esto se debe a que transportan el polen de unas plantas a otras, labor que igualmente contribuye a la obtención de los medicamentos derivados de las plantas.

España contaba en 2021 con algo más de tres millones de colmenas operativas, dato que supuso un incremento superior al seis por ciento respecto a 2018, según el Ministerio de Agricultura. Las explotaciones apícolas han ido aumentando a lo largo del tiempo en un doce por ciento hasta las treinta y cinco mil trescientas censadas en 2021. El sector nacional de la miel genera en España un valor cercano a los sesenta y dos millones de euros anuales. Son reflexiones y datos aportados por la Asociación Española de Comerciantes y Envasadores de Miel (ASEMIEL-ANIMPA).

20 de mayo de 2022 |
Ir a Arriba