Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

martes, 28 de junio de 2022

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

martes, 28 de junio de 2022

La presidenta de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), María Dolores Pascual, indica que, de acuerdo con el Plan Hidrológico del Ebro para los próximos seis años, se van a completar las obras de Almudévar, Yesa (recrecimiento), Mularroya y Santolea; y que después será momento de reflexionar sobre qué hacer con otras obras de regulación pendientes.

Lo ha dicho en la mañana de este miércoles 07 de julio en Aragón Radio. Indica que Aragón aumentará su capacidad de almacenamiento de agua en 900 hectómetros cúbicos. Dice que lo importante es terminar esas obras empezadas y luego reflexionar sobre otras obras hidráulicas.

En cuanto al regadío, señala que en el próximo sexenio se crearán 47.000 hectáreas de regadío. Considera éste como herramienta de lucha contra la despoblación, dado que fija habitantes en el medio rural.

También ve al sector porcino como actividad fundamental para el medio rural pero se debe tener cuidado ante un desarrollo excesivo y poco cuidadoso de este sector, ya que puede poner en peligro abastecimientos básicos por contaminación de las aguas.

María Dolores Pascual considera que la existencia de embalses en determinados puntos de Aragón no debe verse sólo como carga sino como oportunidad para convertirlos en motor de desarrollo, explotando el aspecto lúdico del agua vinculado a actividades deportivas y recreativas.

El Plan Hidrológico del Ebro está en periodo de exposición pública para recibir las aportaciones de la sociedad (hasta el 22 de diciembre). El Ministerio para la Transición Ecológica y la CHE hablan de la importancia de la participación, y por ello se han convocado distintas actividades informativas, sobre todo para el próximo otoño.

Este viernes 09 de julio tendrá lugar un webinar y se van a programar talleres de participación sobre caudales ecológicos, sedimentos, regadíos, España despoblada,…

7 de julio de 2021

Otras noticias

Un robot móvil recolectará y aprovechará la fruta caída al suelo

Es el proyecto que se denomina FOODCOLLECT, en el que trabaja el centro tecnológico AINIA, de Valencia. Esta iniciativa tecnológica pretende “reducir el desperdicio alimentario y mejorar el rendimiento e inversión de los cultivos”. El citado centro indica que “casi treinta millones de toneladas de fruta son desperdiciadas anualmente en la producción primaria en Europa”. Está desarrollando “una plataforma robótica móvil capaz de recolectar fruta del suelo para aprovecharla, reduciendo así el desperdicio alimentario y mejorando el rendimiento e inversión de los cultivos agrícolas, y apostando por la sostenibilidad”. El proyecto FOODCOLLECT se concreta en la creación de un robot recolector que incorpora tres principales innovaciones: navegación autónoma, gracias a una plataforma robótica móvil; un brazo para la recolección; y un sistema avanzado de visión para la detección y localización de la fruta. Este proyecto de investigación se dirige en un inicio a la recogida de naranjas y caquis caídos del árbol. De cara al futuro se pretende que esta tecnología se extienda a cualquier fruta susceptible de ser recolectada del suelo agrícola.

28 de junio de 2022 |
Ir a Arriba