Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 28 de octubre de 2021

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 28 de octubre de 2021

La Organización Colegial Veterinaria (OCV) ha remitido una carta al ministro de Sanidad, Salvador Illa, en la que lamenta la ausencia de veterinarios en el consejo asesor sobre el coronavirus. Luis Alberto Calvo, presidente de la citada Organización, indica que “si alguien sabe de microbiología, inmunología y zoonosis somos sin duda los veterinarios”.

Luis Alberto Calvo incide en el mensaje de que “los veterinarios son expertos en salud pública, sanidad animal y ejemplo del concepto One Healt-Una Salud”.

En la carta le recuerda al ministro la recomendación efectuada recientemente por la FAO para incluir veterinarios en los equipos de trabajo oficiales que luchan contra esta pandemia, como especialistas en las citadas materias.

También recuerda que, durante la crisis de la listeria del año pasado, un presidente autonómico (en referencia a Guillermo Fernández Vara) afirmó con rotundidad que había que haber escuchado a los veterinarios.

Luis Alberto Calvo cita igualmente la gestión de Alemania, país donde el máximo responsable de la lucha contra el COVID-19, el doctor Lothar Wieler, es veterinario.

Además de rogar al ministro que reflexione al respecto, el presidente de la OCV señala que “no se están movilizando correctamente todos los recursos, y (por mi compromiso con España, con mi profesión y con la defensa de Una Sola Salud) quedo a su disposición para indicarle profesionales de instituciones, facultades, CSIC y ministerios que pudieran ser de gran valía ante esta insidiosa pandemia”.

Concluye que “es de vital importancia que todo el personal sanitario y el dedicado a funciones esenciales, que han de seguir trabajando, sean provistos de medidas de bioseguridad”.

2 de abril de 2020

Otras noticias

Almozara Editorial y DPZ presentan el libro “Tesoros gastronómicos de la provincia de Zaragoza, en la mesa”

La Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) ha sido el escenario de presentación de libro “Tesoros gastronómicos de la provincia de Zaragoza, en la mesa”, coeditado por la Diputación y Almozara Editorial. Se divide en diez capítulos protagonizados por otros tantos productos o sectores agroalimentarios de la provincia: el queso y otros derivados lácteos; el vino; el aceite de oliva virgen extra; jamón, embutidos y otras conservas cárnicas; miel y mermeladas; chocolate, frutas de Aragón y otros dulces especiales; espárragos y otras conservas vegetales; cerveza y vermut; pasta; y pan y repostería tradicional.

Cristina Arguilé, autora de los textos, señala que en este libro “hemos querido reflejar la riqueza de la despensa zaragozana, a través de la descripción de los productos elaborados que, por su singularidad, tradición, importancia económica o calidad diferenciada, y en muchos casos por todos estos motivos, mejor representan la agroalimentación zaragozana”.

Explica que, “con los quesos, vinos, aceites de oliva, conservas vegetales, embutidos… como hilos conductores, el lector emprenderá un viaje que llega a todos los territorios de la provincia y recorre la diversidad de sus paisajes (reflejando la huella que la transformación de alimentos del campo y de la granja ha dejado en nuestra historia, cultura e idiosincrasia), hasta el lugar donde estos productos alcanzan su máxima expresión, los restaurantes del mundo rural”.

Cristina Arguilé añade que esta obra “es un homenaje a los hombres y mujeres que trabajan en el medio rural, porque fueron, son y serán personas esenciales, ya que satisfacen la más elemental de las necesidades humanas, la de la nutrición, y ofrecen auténticos placeres gastronómicos que hacen nuestra vida mucho más llevadera; y, además de alimentar nuestros cuerpos y espíritus, nutren nuestros pueblos, un mundo rural que sólo se mantiene si se habita, se vive y se trabaja”.

27 de octubre de 2021 |
Ir a Arriba