Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

miércoles, 7 de diciembre de 2022

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

miércoles, 7 de diciembre de 2022

Los Jueves Universitarios analizan en Huesca el estado actual de la seguridad alimentaria

El ciclo de conferencias Los Jueves Universitarios, que organiza el Campus de Huesca, celebra este jueves 30 de enero a las 19:30 horas en el Casino de Huesca (Salón Azul del Círculo Oscense) la sesión “Estado actual de la seguridad alimentaria”. El ponente será Antonio Herrera, catedrático emérito de Bromatología y Microbiología de los Alimentos de la Universidad de Zaragoza.

El vicerrector del Campus de Huesca, José Domingo Dueñas, introducirá este acto, en el que también está prevista la presencia del concejal Ramón Lasaosa, representando al Ayuntamiento de Huesca, entidad que cede el espacio para desarrollar esta iniciativa.

La presentación de este evento dice lo siguiente (sobre la base de las reflexiones del propio Antonio Herrera:

¿Son nuestros alimentos seguros? A esta cuestión pretende responder esta conferencia en la que se repasarán las novedades que introduce en este campo la globalización, así como los resultados de las políticas implementadas en Europa y España tras la aprobación, ahora hace 20 años, del Libro Blanco para la Seguridad Alimentaria por parte de la Comisión Europea.

En 2015 la Organización Mundial de la Salud estimó que se producen en el mundo 600 millones de casos anuales de enfermedades de transmisión alimentaria que ocasionan 420.000 muertes, siendo los países en desarrollo y la población infantil menor de cinco años los principales afectados.

En las áreas industrializadas del planeta la implantación de normas de higiene y control en las industrias de este sector ha traído consigo un destacable descenso en enfermedades de transmisión alimentaria que en otros tiempos tuvieron caracteres epidémicos.

No obstante, la introducción de nuevos factores y agentes en la cadena de los alimentos ha provocado la aparición de otros disturbios que afectan de forma decisiva a la garantía de salud de la población.

A las causas tradicionales dependientes de fallos higiénicos localizados y cercanos al punto de consumo se han añadido factores tan importantes como la globalización e internacionalización de los mercados alimentarios, la concentración de los sistemas de distribución o las nuevas demandas de alimentos menos procesados.

A pesar de ello, el despliegue de las premisas marcadas por el Libro Blanco Europeo para la Seguridad Alimentaria (1999) ha marcado un cambio radical en la salvaguarda de la salud del consumidor.

Éste se ha basado en tres ejes fundamentales:

– La responsabilidad de los operadores de ejercer autocontrol sobre los alimentos que manejan.

– La trazabilidad de la cadena alimentaria, que ha contribuido a la transparencia del sistema.

– Y la realización de un análisis de riesgos previo a las decisiones reglamentarias que facilita priorizar medidas y ejecutar aquellas que se consideran más adecuadas para la mejora de la seguridad alimentaria”.

29 de enero de 2020

Otras noticias

Graus acoge su mercado de la trufa durante doce sábados de diciembre, enero, febrero y marzo

Graus (Huesca) acogía el sábado 3 de diciembre el primer mercado de la trufa en fresco y al detalle. Es la primera cita de un total de doce que se celebran en esta localidad ribagorzana. El mercado de la trufa abre sus puertas también los sábados 10 y 17 de diciembre; 14, 21 y 28 de enero; todos los sábados de febrero; y el 4 y 11 de marzo. El horario es de 19:00 a 22:00 horas. Es una iniciativa organizada por la Asociación de Cultivadores y Recolectores de Aragón.

En el mercado de la trufa del 3 de diciembre estuvo Miguel Gracia, presidente de la Diputación de Huesca. Dijo que “esta actividad es hoy en día la principal fuente de ingresos de decenas de familias; ha permitido mantener las puertas de las casas abiertas, las cuales corrían el peligro de sumarse a esas tantas que han ido cerrando en zona rural”.

Fueron palabras referidas a la comarca de la Ribagorza, que es la que tiene más hectáreas de cultivo de trufa negra en la provincia de Huesca; es, además, uno de los territorios con mayores problemas demográficos del Alto Aragón, teniendo en el cultivo de la Tuber melanosporum un pequeño revulsivo.

La provincia de Huesca cuenta en la actualidad con cerca de cuatrocientos truficultores, que trabajan casi mil setecientas hectáreas distribuidas en setecientas setenta y siete plantaciones. En la Rigaborza se encuentra prácticamente la mitad de las explotaciones, territorio seguido del de la Hoya de Huesca, con ciento veinticinco plantaciones.

5 de diciembre de 2022 |
Ir a Arriba