Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 28 de octubre de 2021

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 28 de octubre de 2021

La Federación Española de Industrias de Alimentos y Bebidas (FIAB) ha presentado el Informe de Empleo 2020, que recoge el comportamiento de este sector durante los seis meses primeros de este año. Una de las conclusiones es que “la crisis sanitaria y económica provocada por la COVID-19 ha frenado la buena dinámica de creación de empleo en esta industria en los últimos años”.

FIAB indica que “la pandemia ha provocado un crecimiento plano en la creación de empleo durante el primer semestre de 2020; en términos de ocupación, el sector en su conjunto sólo ha sumado 835 nuevos puestos de trabajo en este periodo, un 0,2 por ciento más con respecto al cierre de 2019”.

Sin embargo, desde FIAB advierten que “las estadísticas recogidas en el Informe de Empleo 2020 no reflejan totalmente la situación real en el escenario laboral, puesto que no muestra el efecto de los trabajadores que se encuentran en ERTE”.

La Federación calcula que “en el mes de octubre alrededor de 9.700 empleos se encontraban en esta situación; de darse este hecho, tanto en términos de ocupación como de afiliación, se reflejaría una mayor caída”.

Mauricio García de Quevedo, director general de FIAB, señala que “la industria de alimentación y bebidas ha afrontado la crisis con gran fortaleza y responsabilidad; y, a pesar de que la COVID-19 ha impactado de manera directa en su trayectoria generadora de puestos de trabajo durante los últimos ejercicios, se sigue mostrando como sector clave del empleo de la economía española y capaz de afrontar y liderar la reactivación de nuestra economía”.

A comienzos de 2020 se hablaba de buen comportamiento de las exportaciones y de demanda interna sostenida; el problema llegó con la pandemia, que supuso un frenazo en las ventas a la hostelería (nacional y de otros países).

24 de noviembre de 2020

Otras noticias

Almozara Editorial y DPZ presentan el libro “Tesoros gastronómicos de la provincia de Zaragoza, en la mesa”

La Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) ha sido el escenario de presentación de libro “Tesoros gastronómicos de la provincia de Zaragoza, en la mesa”, coeditado por la Diputación y Almozara Editorial. Se divide en diez capítulos protagonizados por otros tantos productos o sectores agroalimentarios de la provincia: el queso y otros derivados lácteos; el vino; el aceite de oliva virgen extra; jamón, embutidos y otras conservas cárnicas; miel y mermeladas; chocolate, frutas de Aragón y otros dulces especiales; espárragos y otras conservas vegetales; cerveza y vermut; pasta; y pan y repostería tradicional.

Cristina Arguilé, autora de los textos, señala que en este libro “hemos querido reflejar la riqueza de la despensa zaragozana, a través de la descripción de los productos elaborados que, por su singularidad, tradición, importancia económica o calidad diferenciada, y en muchos casos por todos estos motivos, mejor representan la agroalimentación zaragozana”.

Explica que, “con los quesos, vinos, aceites de oliva, conservas vegetales, embutidos… como hilos conductores, el lector emprenderá un viaje que llega a todos los territorios de la provincia y recorre la diversidad de sus paisajes (reflejando la huella que la transformación de alimentos del campo y de la granja ha dejado en nuestra historia, cultura e idiosincrasia), hasta el lugar donde estos productos alcanzan su máxima expresión, los restaurantes del mundo rural”.

Cristina Arguilé añade que esta obra “es un homenaje a los hombres y mujeres que trabajan en el medio rural, porque fueron, son y serán personas esenciales, ya que satisfacen la más elemental de las necesidades humanas, la de la nutrición, y ofrecen auténticos placeres gastronómicos que hacen nuestra vida mucho más llevadera; y, además de alimentar nuestros cuerpos y espíritus, nutren nuestros pueblos, un mundo rural que sólo se mantiene si se habita, se vive y se trabaja”.

27 de octubre de 2021 |
Ir a Arriba