Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 2 de febrero de 2023

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

jueves, 2 de febrero de 2023

España ha producido 1,45 millones de toneladas de forrajes deshidratados en la última campaña

La Asociación Española de Fabricantes de Alfalfa Deshidratada (AEFA) hace balance de la campaña 2021-2022, en la que la producción se situó en 1,45 millones de toneladas, lo que representa un uno por ciento de reducción respecto a la campaña anterior. Las zonas productoras en las que se ha incrementado la producción han sido Extremadura, y Castilla y León. Aragón y Castilla-La Mancha han mantenido su nivel productivo. Y éste ha caído en Andalucía, Cataluña y Navarra. Las balas de alfalfa deshidratada han sido el principal producto transformado, con el 56 por ciento del total, seguido de los pellets de alfalfa, con el 22 por ciento; el 13,7 ha correspondido a festuca, ray grass, vezas,…; y el forraje mix y la avena forrajera deshidratada han supuesto un 4,1 y 3,9 por ciento respectivamente.

AEFA realiza algunas reflexiones respecto a asuntos de actualidad de este sector:

RENDIMIENTO DE LA ALFALFA DURANTE LA CAMPAÑA 2021-2022

La alfalfa en líneas generales ha tenido un buen rendimiento en el campo y la producción; tanto en cantidad como en calidad la podemos considerar bastante positiva. Las condiciones climatológicas han acompañado y se ha podido trabajar con comodidad en el campo; como consecuencia de ello se pudo obtener un buen tonelaje de las calidades más altas”.

AÑO COMERCIAL

Desde el punto de vista de las ventas de forrajes deshidratados, la campaña 2021-2022 comenzó lenta y con bastantes dudas, centradas especialmente en los fletes marítimos y con un mercado nacional en horas bajas. Con el paso de los meses la situación fue variando y la demanda incrementó notablemente, especialmente en los mercados internacionales, donde las cifras de exportación fueron bastante buenas”.

INCERTIDUMBRE DE CARA A LA NUEVA CAMPAÑA

El sector inicia una nueva campaña con bastante incertidumbre, derivada especialmente del brutal encarecimiento de los costes de transformación que van a sufrir las industrias. Esperamos que el mercado continúe demandando productos deshidratados al ritmo que lo ha hecho en el último semestre de la campaña, especialmente el mercado internacional, del que dependen cerca del ochenta por ciento de nuestras ventas”.

27 de abril de 2022

Otras noticias

El capital asegurado por el seguro agrario en 2022 marca máximo histórico por octavo año consecutivo

El seguro agrario en España batió varios mejores resultados de contratación durante el año 2022, según las cifras que registró Agroseguro hasta el pasado 31 de diciembre. Esta entidad cita el capital asegurado, el recibo de prima o los animales asegurados. Presenta el siguiente informe como balance del pasado año:

El capital asegurado por el seguro agrario en 2022 marca un nuevo máximo histórico (por octavo año consecutivo) y crece un cuatro por ciento, hasta los 16.286 millones de euros. Esto supone que el valor de la producción agrícola y ganadera protegida por el seguro agrario se ha incrementado en más de 614 millones de euros durante el último año.

Este aumento se produce en buena parte de las producciones agrícolas de mayor peso, como son los cultivos herbáceos, los frutales o la uva de vino, así como en el conjunto de los seguros pecuarios, con especial empuje de las líneas que ofrecen cobertura de los accidentes y las enfermedades del ganado. Crecen también la uva de mesa, los frutos secos, y el fresón y frutos rojos.

Otras producciones, también relevantes, como los cítricos o el conjunto de las hortalizas, se mantienen en torno a las cifras de 2021.

La difícil realidad climática del pasado año, marcada por graves heladas, tormentas y un intenso periodo de altas temperaturas, golpes de calor y escasez pluviométrica, explica el descenso del 2,1 por ciento en la superficie asegurada (hasta los 6,2 millones de hectáreas) y de la producción asegurada, que se ha situado en 38,1 millones de toneladas, un 6,7 por ciento menos que el año anterior.

En cambio, durante el pasado año se han asegurado 416,5 millones de animales en el conjunto de los seguros pecuarios, un 26,8 por ciento más que en 2021.

Al igual que el pasado año, las primas también crecen en cifras similares al porcentaje de capital asegurado, hasta situarse en 858,7 millones, la cifra más alta en la historia del seguro agrario. 475 millones han sido abonados por los agricultores y ganaderos, y el resto corresponde al importe de las subvenciones que conceden ENESA y las comunidades autónomas, que se descuenta en el momento de la contratación”.

1 de febrero de 2023 |
Ir a Arriba