Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

lunes, 6 de febrero de 2023

Diario del Campo

Fundado en 2012 por Alberto Cebrián

lunes, 6 de febrero de 2023

Enfado en el agro español ante el acuerdo del Consejo Europeo para la nueva PAC

Las organizaciones profesionales agrarias españolas muestran su disconformidad respecto a la nueva Política Agraria Común (PAC) 2021-2027, que va a suponer perder más de 4.700 millones de euros para España. ASAJA y UPA hablan de un recorte en el PAC del 10 por ciento, mientras que COAG (UAGA) lo eleva al 12 por ciento.

Pedro Barato, presidente nacional de ASAJA, señala que “el acuerdo es un golpe para la agricultura española; los agricultores y ganaderos no se merecen este trato tras su comportamiento durante la pandemia y el reconocimiento social que han recibido”.

Y critica la actitud triunfalista del presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez. Pedro Barato dice: “Pese a que el presidente del Gobierno defendió que no aceptaría un presupuesto inferior al actual, la realidad es que el recorte es más que evidente y Pedro Sánchez habla de resultado exitoso y de acuerdo histórico cuando los agricultores y ganaderos van a perder cerca de 5.000 millones de euros durante el nuevo periodo”.

UPA habla de sensación agridulce entre los agricultores y ganaderos. Lorenzo Ramos, secretario general de UPA, pone voz: “Las cifras son negativas para el campo, eso está claro; sin embargo, como acuerdo político, reconocemos que, dadas las circunstancias, es un buen acuerdo. Más Europa es menos desamparo”.

UPA aboga por un reparto justo en España que solvente este recorte. “No es asumible que el recorte se traslade de forma lineal a todos los agricultores; apostamos por rebajar el techo por ayudas de explotación, y no apoyar a sectores que no lo necesitan, como las producciones superintensivas”.

COAG, por su parte, indica que “el carácter esencial del sector agrario no tiene su reflejo en el presupuesto de la PAC 2021-2027”. Dice que “la agricultura española sufrirá una pérdida anual de 800 millones de euros en ayudas”, y añade que “la Unión Europea pierde una oportunidad histórica para reforzar el modelo social y profesional de agricultura y garantizar la sostenibilidad y seguridad alimentaria de Europa”.

Miguel Blanco, secretario general de COAG, realiza la siguiente reflexión: “Los números revelan la hipocresía e incoherencia de la Unión Europea, con políticas de escaparate verde (que acaban siendo financiadas por los profesionales agrarios) y con menos apoyo a nuestros productores (al tiempo que se firman acuerdos de libre comercio con terceros países, puerta de entrada de importaciones que no cumplen con los estándares europeos, y caldo de cultivo para la competencia desleal y la presión a la baja de los precios en el campo)”.

22 de julio de 2020

Otras noticias

La superficie de cultivo en España se mantiene estable por encima de los 16,8 millones de hectáreas

La superficie de cultivo en España se mantuvo estable en 2022, con un total de 16.830.738 hectáreas, apenas un 0,42 por ciento menos que en el año anterior, según los datos provisionales de la Encuesta sobre Superficies y Rendimientos de Cultivo de España (Esyrce), publicada por el Ministerio de Agricultura. Se observa un incremento de las superficies de girasol, colza y, en menor medida, cultivos leñosos, excepto viñedo y olivar.

La superficie dedicada a tierras de cultivo presenta un ligero descenso. En 2022 se situó en 16.830.738 hectáreas. Del total de esta superficie, 11.309.264 hectáreas corresponden a tierra arable (cultivos herbáceos y barbechos), 5.375.463 a cultivos leñosos y 146.011 a otras tierras de cultivo.

En el grupo de los cereales en general, se produce un descenso en su conjunto del 3,64 por ciento. Salvo el trigo, desciende la superficie de todos los cereales de invierno. Arroz y maíz presentan la menor superficie de los últimos dieciocho años, como consecuencia, probablemente, de la situación provocada por la sequía sufrida en la campaña. El sorgo, a pesar del fuerte incremento porcentual, no llega a las tres mil hectáreas de aumento en valor absoluto.

Las leguminosas grano son, junto con los cultivos industriales y los tubérculos, el grupo de cultivos herbáceos que aumenta su superficie respecto al año anterior.

Los cultivos industriales son el grupo de cultivo que más aumenta porcentualmente la superficie en 2022. Girasol y colza aumentan en más de doscientas mil hectáreas en su conjunto. Sin embargo, los cultivos de regadío muestran un fuerte descenso como consecuencia de la sequía sufrida.

En el grupo de las plantas forrajeras, la superficie total desciende un 0,87 por ciento, destacando la alfalfa, el maíz forrajero y otras con destino forrajero, entre las que se encuentran remolacha y nabo, coles y berzas, y otras plantas de escarda. Tan sólo la veza forrajera y otros cereales para forraje aumentan la superficie respecto al año anterior.

En el grupo de los cultivos leñosos es de destacar el progresivo aumento de prácticamente todas las especies del grupo, exceptuando viñedo, olivar y otros leñosos. Viñedo y olivar descienden muy levemente, arrastrados por el descenso de la uva para vinificación y aceituna para aceite.

Dentro de otros cultivos leñosos, el algarrobo muestra un mayor descenso porcentual. En su conjunto, los cultivos leñosos aumentan un 0,27 por ciento su superficie respecto al 2021 y destaca el incremento de los frutales no cítricos. Dentro de estos, el almendro y el pistacho son los que más crecen, seguidos, en menor medida, por melocotonero-nectarina y aguacate. Respecto a los frutales no cítricos, desciende el manzano, caqui, kiwi y mango, entre los subtropicales; y avellano en frutos secos. Dentro de los frutales cítricos aumentan naranjo y limonero.

3 de febrero de 2023 |
Ir a Arriba